ETFs Smart Beta – Inversión por factores

La inversión en “beta inteligente” es una variante muy interesante en el mundo de los ETFs. Antes de nada, debemos comprender los conceptos detrás de este tipo de estrategias y su naturaleza. Examinemos en profundidad los factores de la denominada gestión mixta.

Si no conoces los básicos de los ETFs, antes de nada, consulta primero la guía básica junto con la guía avanzada te aseguro te ayudara mucho en la materia, no tengas prisa es mejor ir poco a poco.

ETFs Smart Beta

Primero vamos a comprender que es beta…

β (beta)

El rendimiento de los mercados financiero es observado en diferentes indices. El ejemplo más sencillo es el SP500, una medición ampliamente utilizada para saber el estado de salud del mercado en USA. Como su propio nombre indica, este índice mide los cambios entre las 500 empresas más importantes según su capitalización de mercado de forma ponderada. Mucha gente desconoce este índice es creado por Standard & Poor’s Financial Services LLC (S&P) una empresa privada de calificación de riesgo.

El término “beta” es simplemente una forma de comparar una acción con el movimiento del mercado. La beta del SP500 se expresa como 1  (si lo utilizamos como benchmark). La beta de una acción es simplemente su variación comparada con el benchmark.

Una acción con una beta de 1.1 indica que este activo se mueve un 10% más que el SP500 (tanto al alza como a la baja).

Pongamos que una acción ha sido históricamente volátil. Su beta será superior a 1. Podría tener una beta de 1.25 es decir, 25% más volátil que el mercado. Entonces, si el SP500 sube, esta acción subirá un 25% más que el mercado.

Por supuesto, la beta funciona en ambos sentidos. Si el SP500 cae, se espera que una acción con una beta de 1.25 caiga un 25% más que el mercado. Cuanto mayor es la beta de una acción, más volátil es. También hay betas inferiores a 1, esto significa es menos volátil que el mercado (factor que luego estudiaremos).

β = σi / σ²m

  • σi: Covarianza de un activo y la del mercado
  • σ²m: Varianza del mercado
  • β > 1: Títulos o activos con mayor volatilidad, es decir, si sube el valor del índice, tendrá una mayor proporción de subida y si el valor del índice disminuye, la bajada será mayor proporcionalmente.
  • β = 1: Activos se comportan como el mercado, se percibirá la misma rentabilidad en proporción al valor del índice.
  • β < 1: Activos defensivos, menos variaciones cuando varía el valor del índice.

Si bien la beta de una acción mide su volatilidad, no necesariamente predice la dirección.

Una acción que tenga un rendimiento 50% peor que el SP500 y una acción con un 50% mejor que el SP500 tendrán la misma beta. Por lo tanto, la versión clásica de beta se utiliza para encontrar compañías que tienden a seguir los movimientos del mercado de forma más o menos estable o con menor volatilidad, dado que la beta no implica direccionalidad.

Smart Beta

Los ETFs (o fondos cotizados) Smart Beta usan índices basados ​​en reglas propias de exposición. Implementan una estrategia de inversión específica. Los fondos Smart Beta ofrecen una alternativa a la inversión “indexada” clásica. Buscan proporcionar alternativas a los indices tradicionales. Podríamos decir que los fondos de beta inteligente son un vehículo de inversión híbrido con aspectos de inversión pasiva, así como aspectos de gestión activa.

En términos generales, estas estrategias persiguen la diversificación al mismo tiempo intentan reducir la volatilidad. Tienen en cuenta diferentes medidores de riesgo para realizar la composición de cartera. Factores como el precio, negociación, liquidez, volumen, fundamentales pueden ser tenidos en cuenta. Además, los fondos Smart Beta pueden utilizar estrategias combinadas con otros activos como incluir divisas y materias primas.

Comprender el “Smart Beta”

Al comprender la beta de un activo, los inversores pueden construir teóricamente una cartera que coincida con su tolerancia al riesgo, es básicamente a lo que se dedican muchos roboadvisors a través de un cuestionario (punto me parece ciertamente polémico).

La beta inteligente es uno de los campos más trabajo, alejándome de estrategias de indexación clásicas, para poder crear combinaciones más interesantes. Se busca explotar ciertos factores de rendimiento en un intento de superar un índice de referencia o retornos con menor riesgo. En este sentido difiere completamente de una estrategia tradicional de indexación pasiva, las denominadas carteras bogleheads.

Bogleheads

John C. Bogle de hecho, no era partidario de esta metodología.

“Given the remarkably high correlation of … smart beta ETFs with the return earned by the S&P 500, [they] could easily be classified as high-priced closet index funds,” Bogle wrote in his Little Book of Common Sense Investing.

Fuente: etfstream.com

Su punto de vista es discutible con los actuales bajos costes, las ponderaciones en ocasiones peligrosas de los indices, así como la baja diversificación global que en principio defendía. Sin embargo, os invito a comparar y decidir por vosotros mismos. El trabajo de Bogle es ciertamente, increíble.

No a la gestión activa (comercial)

No estamos hablando en ningún momento de un esquema de gestión activa, donde un gestor de fondos elige entre acciones o sectores individuales en un esfuerzo por superar un índice de referencia (generar alpha). Existen muy buenos gestores activos, tristemente, son difíciles de encontrar.

Las estrategias beta inteligentes buscan mejorar los rendimientos, diversificación y reducir el riesgo mediante la inversión en índices personalizados o ETFs basados ​​en uno o más “factores”. Su objetivo es superar o tener menos riesgo (raramente se puede combinar ambos) que los referentes tradicionales ponderados por capitalización.

Los fondos de gestión activa, de autor, tienen comisiones mucho más altas, donde se paga un sobrecoste por hacerlo supuestamente mejor que el mercado. Tristemente, casi ninguno lo logra, de hecho, se quedan muy lejos de el, por no hablar de casos que rozan el ridículo.

¿Qué es un ETF Smart Beta?

Muchos fondos indexados y ETFs tradicionales están “ponderados por capitalización”. Esto significa que las acciones individuales dentro del índice se basan en la capitalización de mercado total de cada acción. Las acciones con mayores capitalizaciones de mercado tienen un mayor peso porcentual que las acciones con menores capitalizaciones de mercado. Como resultado, es posible que un puñado de acciones altamente valoradas represente un gran porcentaje del valor total del índice.

En lugar de depender únicamente de la exposición al mercado por capitalizacion para determinar el rendimiento. Smart beta asigna y reequilibra la cartera con diversos factores. Un factor es simplemente un atributo, una variable. Algunos presentan los factores de forma pública, otros pueden mantenerlos como formulas propias, indicando solo una parte en los diferentes documentos, como el prospectus.

Tipos de Smart Beta

Si una estrategia que combina estos elementos te parece interesante, puedes considerar invertir en estrategias beta inteligentes. Antes de invertir, asegúrate de leer atentamente el fact sheet del ETF para asegurarte comprendes los riesgos y metodología.

Los tipos más populares de ETF inteligentes son:

  • Ponderación: en lugar de ponderarlos según la capitalización de mercado, se ponderan de igual manera en el portafolio o bajo otro criterio.
  • Fundamentales: donde los componentes se seleccionan en función de factores fundamentales, como los dividendos o CAPM (Capital Asset Pricing Model).
  • Crecimiento o ventaja: se seleccionan en función del potencial de crecimiento o de su ventaja competitiva (Wide Moat).
  • Volatilidad: se buscan los activos en función de su volatilidad y comportamiento estable a lo largo del tiempo (Low Volatility).
  • Fuerza: dar mas ponderación a los activos con fuerte tendencia (Momentum).

En esta Tabla se comparan los factores.

 

Históricamente, los factores “Value”, “Momentum” y “Small-Cap” han sido procíclicos. Lo hicieron especialmente bien en tiempos de crecimiento económico y aumento de la inflación junto con el tipo de interés. Por otro lado, “Quality” y “Low Volatility” han sido defensivos y han tenido un rendimiento superior en recesiones o desaceleraciones.

Por lo tanto, los inversores deben comprender el Smart Beta no tiene porque superar el rendimientos del mercado. En cualquier caso, el mercado esta en constante evolución, siempre hay situaciones nuevas o hechos nunca antes vistos, por no hablar de cierta aleatoriedad. Es por ello, que se puede considerar los ETFs Smart Beta como una mejora de los clásicos, no por ello, siendo estos segundos peores, ni mejores.

Los principales factores enumerados anteriormente funcionan especialmente bien en diversificaciones especializadas y clases de activos.

Mejor aún, algunos de los factores tienen bajas correlaciones entre sí, por lo que el bajo rendimiento de uno a menudo se puede compensar con el mejor rendimiento de otro. Podríamos pensar en nuevos sistemas de rotación de cartera pero ya es otro tema.

Value is dead

Paper: “Value Investing: Smart Beta vs. Style Indices”– Jason Hu (Research Affiliates LLC – UCLA professor in finance) – May 2014

Los enfoques tradicionales de gestión activa son relativamente ineficaces en la actualidad. La inversión basada en activos clásicos con potencial de crecimiento o “valor” se han mostrado muy inferiores a los retornos medios del mercado. Son muy pocos los que consiguen buenos resultados, no quiero desprestigiar a nadie.

Los enfoques “beta inteligentes” se venden a día de hoy con comisiones bajas, obteniendo ganancias más eficientes. Las ventajas de alejarse de los “fundamentales” parecen obvias.

No obstante, los inversores deben ser inteligente cuando se trata de analizar estrategias de Smart Beta y gestión de cartera.

En los últimos años, el trabajo propuesto en 2014 por el autor se ha ido paulatinamente, confirmando.

  • Los inversores que creían que los mercados eran en gran medida mas darwiniano y dudaban de la habilidad de los diferentes gestores, se inclinaron por la gestión pasiva, con mayores rendimientos.
  • Los inversores que creían en unos mercados más eficientes, han visto como la divergencia entre precio y valor no ha hecho más que aumentar.

Falsas elecciones

Los fondos de índice de renta variable ponderados por capitalización de mercado aumentan automáticamente su exposición a acciones cuyos precios se aprecian y reducen su exposición a acciones cuyos precios se deprecian. Como resultado se provoca un riesgo por concentración de capital.

La gestión activa, a diferencia de una estrategia objetiva basada en reglas, no es transparente, conlleva tarifas altas y a menudo ineficaz. Existen gerentes activos con habilidad, pero son difíciles de encontrar. Por lo general, se requiere una gran cantidad de tiempo y recursos para identificarlos. Además, cuando un gerente activos tiene un rendimiento superior, a menudo se deben a que el estilo de gestión está más a favor de una estrategia de “beta inteligente”, por lo que no hace falta pagar % en comisiones añadidas sobre beneficio.

Ejemplo ETFs Smart Beta

No quería acabar el articulo sin presentar un ejemplo sencillo. Utilizaremos un Ishares de Blackrock. Este ETF SXR0 puede ser contratado en Europa, divisa hedged y su metodología de inversión esta basada en activos de baja volatilidad de países desarrollados. Fijaos en la ponderación de dichos activos, muy diversificado para evitar riesgos de concentración. El TER es de un 0,35% y la metodología de replica es optimizada.

 

Repito, es uno muy “sencillo” os invito a compararlo con los retornos de los fondos activos que conozcáis. No he podido resistirme a daros una idea. Comparamos este ETF desde que se creo hasta la actualidad (blanco) con los dos fondos más famosos en España y uno especialmente popular en redes sociales.

El gráfico habla por si solo.

Otras ideas…

  • iShares Factor Select MSCI USA UCITS ETF
  • iShares Factor Select MSCI Europe UCITS ETF
  • Vanguard FTSE Emerging Markets UCITS ETF
  • iShares Edge MSCI World Multifactor UCITS ETF

Toca buscar, nadie va a decidir mejor que tu, sigue estas ideas, encontraras un sector apasionante.

Conclusiones

El impacto de los ETFs Smart Beta en la industria de la gestión activa es evidente. Específicamente, han cambiado la visión sobre los fondos y han elevado el listón en el sector. Los inversores deberían exigir alpha sobre el mercado para justificar comisiones estratosféricas. Los lamentos a los “estimados coinversores” con toda una serie divagaciones, retorica sin fundamento y falacias no deben ser una normalidad, como tampoco debería ser comprar IBEX a estas alturas de la vida.

Gracias a todos por vuestra lectura, cualquier cosa no dudéis en escribirme.

Adjunto varios artículos os pueden ayudar:

Sígueme en Twitter para estar al día de todas las novedades: https://twitter.com/enricjaimez

Grupo Telegram: https://telegram.me/joinchat/DP9o50A6SYeUKYdmtLJxaQ
Facebook: https://www.facebook.com/unespeculador/

Muchas gracias por tu lectura, para descubrir mucho más sobre los mercados no dudéis en visitar ECP.

Bibliografía:
https://elnuevoempresario.com/glosario/que-es-la-beta-de-una-accion-o-proyecto#gs.8hiwyx
https://www.investopedia.com/terms/s/smart-beta-etf.asp
https://www.justetf.com/uk/news/etf/what-is-a-smart-beta-etf.html
https://tickertape.tdameritrade.com/investing/what-is-a-smart-beta-etf-fund-17648

Acerca de Enric Jaimez 58 Articles
Markets Analyst - Opiniones personales. Macroeconomía - ETFs. Trading con Volume Profile, Order Flow, Order Book.